xalapa
22
Search
Miércoles, 21 de Febrero de 2018
  • :
  • :

Aun no lanza licitación a SAS y empresas brasileñas van tras ella…

FOTO: CAROL SUÁREZ

Una vez que quedó desincorporado el Sistema de Agua y Saneamiento (SAS) como un órgano que aglutinaba los servicios hidráulicos de Veracruz, Boca del Río y Medellín ya hay “empresas brasileñas” y otras extranjeras interesadas en adquirir los servicios, recién privatizados en una sociedad mercantil mixta, señaló el diputado local, Julen Rementería del Puerto.

“Hay en pasillos (legislativos y gubernamentales) la versión de que empresas interesadas, como Odebrecth y otras, estarían interesadas en hacerse cargo de lo que fue el SAS, ello, cuando ni siquiera ha salido la licitación”, expresó Rementería para admitir que es el inició de una treta política gestada ya tiempo atrás.

El diputado panista explicó que tanto los Ayuntamientos de Veracruz y de Boca del Río tendrán que dar el visto bueno a “dos empresas” para solo otorgar el servicio de agua, más no dotar de infraestructura, pues así lo establece el contrato en el que fue desincorporado, con el aval de la mayoría de los diputados del PRI y otros partidos aliados.

“Son condiciones que no son las más favorables, porque propone soluciones reales para la población, eso ya está hecho, ya fue aprobado y se los debemos a quienes apoyaron la propuesta”.

El dictamen –expone Rementería- remarca que para poder construir infraestructura hidráulica en los 3 municipios que desincorporaron SAS, la inversión presupuestaría tendrá que correr a cargo de los Ayuntamientos o en su defecto, lo hará la iniciativa privada, pero con un costo en los recibos de agua.

“Si no invierte el municipio e invierte la empresa que lo adquiera, tendrán que adecuarse las tarifas. Eso va a lastimar la población, la empresa privada, quien invierta, sean brasileños u otros, solamente van a cobrar los servicios que se prestan. Claro que sí invierte la empresa, suben las tarifas”.

El pasado 15 de enero, la mayoría de diputados del Congreso Local aprobaron la constitución de una sociedad mercantil en la modalidad de Sociedad Anónima Promotora de Inversión de Capital Variable (Empresa Mixta), que manejará el 80 por ciento del capital social por 30 años la prestación de los servicios públicos de agua y saneamiento en los municipios de Veracruz y Medellín. En Boca del Río se hizo una desincorporación similar.

Una vez conformada la Empresa Mixta esta llevará a cabo un “ajuste” tarifario para hacer frente a los “problemas financieros”, expone el documento, situación que los diputados que votaron en contra interpretaron como un inminente aumento de tarifas.

“El SAS es un negocio, para los alcaldes, para las empresas que invierten, para todos. Impunidad y corrupción es lo que caracteriza al gobierno de Javier Duarte”, expuso en esa ocasión en tribuna, el diputado del PT, Fidel Robles.

Julen Rementería aseguró que “obviar” el trámite de la concesión, 48 horas antes de la sesión y aprobarlo de fas-track, evidencia que la empresa Mixta es “un engaño”, pero que al tratarse de una orden que viene de “arriba”, los diputados locales del PRI y partidos aliados, la mayoría, la tuvieron que votar a favor.

Apenas, el priista, Ricardo Ahued subió a tribuna para manifestar su voto en contra de la privatización del SAS y de otros organismos abastecedores de agua en la entidad, recordó que él como edil tuvo un fuerte conflicto con una empresa que llevaba a cabo el saneamiento hidráulico de Xalapa.

“Tengamos cuidado en este tema de las privatizaciones, mañana vamos a privatizar un estado porque nosotros no nos sabemos administrar y tengamos que buscar a los holandeses para que nos saquen a flote, esto de privatizar un servicio quiere decir que la gente vota por nosotros y como no sabemos administrar hay que darle la responsabilidad a la iniciativa privada”.

Comentarios

comentarios




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *