xalapa
18
Search
Viernes, 06 de Diciembre de 2019
  • :
  • :

Baranda: Cuitláhuac, exhibido

LUIS_VELAZQUEZ
•Voz de Seguridad Nacional
•Manuel Huerta defiende

Luis Velázquez
18 de noviembre de 2019


ESCALERAS:
El Sistema Nacional de Seguridad Pública ha exhibido a Veracruz. Del mes de diciembre del año 2018 a la fecha, dice, mil 176 asesinatos. Y sin embargo, el delegado federal, dice que con todo, “la inseguridad (secuestros, homicidios y feminicidios) no ha rebasado” al gobierno de Veracruz.
¡Hosanna, hosanna!
¡Vamos bien, como dice AMLO, y vendrán tiempos mejores! como decía Javier Duarte, el político preso en el Reclusorio Norte de la Ciudad de México por tantos abusos y excesos del poder.
Normal, entonces, y para Manuel Huerta (noviembre 11) que “la muerte tenga permiso” de norte a sur y de este a oeste de Veracruz.
Normales los feminicidios. Normales los secuestros. Normales los crímenes. Se lo dijo Agustín Acosta Lagunes en 1980 al reportero Ignacio Ramírez: “La violencia es inevitable, y ni modo”.

PASAMANOS: Todos los días hay muertos. Día y noche Veracruz sigue chorreando sangre. Y sin embargo, para el funcionario, tantos crímenes en ningún momento han rebasado al reino de Cuitlalandia.
Y aun cuando en la percepción ciudadana, los carteles y cartelitos ya se tragaron desde hace rato al gobierno del estado, es una percepción equivocada, errónea.
Tema complejo y complicado, claro, como dice el delegado federal. Pero, bueno, como intituló el cronista del siglo pasado a uno de sus libros, Roberto León García, la vida es “de acuerdo con el cristal desde donde se mira.
Huerta debe lealtad, primero, a AMLO, y luego, al góber de AMLO en Veracruz.

CORREDORES: Se ignora si igual que el delegado federal, pensarán los familiares de las doscientas mujeres asesinadas en los últimos once meses. Y de los 44 menores de edad ejecutados en el tsunami de incertidumbre y zozobra. Y los familiares (esposas, hijos, padres ancianos) de las mil 176 personas que han perdido la vida del mes de diciembre a la fecha.
Pero, bueno, ya lo dijo AMLO, “se trata de una crisis transitoria”. Y lo repitió Cuitláhuac, “la violencia va a la baja y estamos contentos, muy contentos”.
Un estilo personal de ejercer el poder es negar, desdibujar, disminuir, desdeñar la realidad real.

BALCONES: La libertad personal está coaccionada y estrangulada en Veracruz. Nadie está seguro. Nadie ha librado a la delincuencia organizada y común. Nadie puede contar victoria.
Pero tengamos fe, mucha fe, y más, mucha más esperanza.
Todos los días, a las 7 de la mañana, el delegado federal participan en las llamadas Mesas de Construcción de la Paz (¡vaya pomposidad!) con los funcionarios de seguridad pública para medir “el agua a los camotes” y revisar y actualizar y fortalecer la estrategia, en tanto, los soldados vigilan armados el palacio por si las dudas algún delincuente temerario quisiera, digamos, rafaguear el palacio.

PASILLOS: Según el delegado, “hay una situación compleja (de inseguridad) que no podemos menospreciar. Pero no hay ese rebase que se piensa”.
Por supuesto que “el rebase que se piensa” existe y es real. Tan real que Veracruz ocupa según el Sistema Nacional de Seguridad Pública el primer lugar nacional en secuestros y feminicidios.

Comentarios

comentarios




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *