xalapa
22
Search
Domingo, 23 de Setiembre de 2018
  • :
  • :

Barandal

: Escuela Judicial

LUIS_VELAZQUEZ

Ciudades Judiciales 
•Logro de Edel Álvarez

Luis Velázquez
11 de septiembre de 2018
ESCALERAS: El Instituto de Capacitación del Tribunal Superior de Justicia, TSJ, será convertido en Escuela Judicial. Un paso más para la formación y selección de jueces y personal del Poder Judicial. La reforma a la Ley Orgánica está en proceso. Una decisión del presidente del TSJ, Edel Humberto Álvarez Peña, mientras desde el otro lado del charco el rafagueo sin sentido ni trascendencia busca descarrilarlo. El presidente camina sin escuchar los cánticos de las sirenas y de las aves de mal agüero.
Más capítulos están escribiendo. Por ejemplo, la creación de las Ciudades Judiciales, algunas ya operando, para centrar y concentrar los servicios y ofrecer una calidad de primera a una población que ha puesto la procuración de justicia en una de las prioridades fundamentales.
Un clamor, por cierto, que llega a los colegios y barras de abogados, anexos, conexos y similares.
Además, y como en el caso, para dignificar las instalaciones del Poder Judicial pues de norte a sur y de este a oeste existían, quizá todavía en algunos poblados, oficinas que más bien parecían una entrada al infierno, el infierno mismo, más bien, centros de tortura… burocrática.
Los permanentes cursos de capacitación para el personal.
Las tertulias judiciales entre los funcionarios del más alto nivel del TSJ y de los medianos y de los menores.
Las oportunidades para el ascenso sujetos a Ley Orgánica.
La posibilidad de salarios dignos.
Ahora, el Instituto de Capacitación elevado a la más categoría educativa y pedagógica y lo que significa un paso de cara al futuro, más allá del discurso sexenal.
Y por añadidura, la reforma a la ley para que los egresados sean los candidatos naturales a los espacios laborales del Poder Judicial.

PASAMANOS: En su ascenso como magistrado Presidente del TSJ hubo voces tronantes y sonantes que se lanzaron en contra de Edel Álvarez, diciendo, por ejemplo, que nunca ha litigado en la barandilla ni tiene formación de agente del Ministerio Público o de juez, ni tampoco había sudado en la impartición de justicia oliendo y respirando los ácaros y la humedad de los gruesos y engorrosos expedientes penales.
Con todo, en su tiempo al frente de la dependencia ha logrado más resultados que sus antecesores sin que las corvas le tiemblen, incluso, como cuando, y por ejemplo, decidiera la libertad de “El Silva”, uno de los presuntos asesinos de la reportera Regina Martínez, corresponsal del semanario Proceso en Veracruz, el 28 de abril de 2012, en el tiempo aquel de “la plenitud del pinche poder” de Javier Duarte.
Entonces, desde el ex gobernador preso en el Reclusorio Norte de la Ciudad de México hasta sus jefes en el TSJ y la vocera María Georgina Domínguez, privada de su libertad en el penal de Pacho Viejo, se le fueron encima y lo satanizaron y lo amenazaron y lo reprimieron y lo declararon apestado.
Y Edel Álvarez como magistrado se mantuvo en su decisión.
Se sostiene ahora con firmeza en sus objetivos con todo y que los diputados electos de MORENA y que serán mayoría en la LXV Legislatura también han intentado moverle el piso, igual, digamos, que al Fiscal Jorge Wínckler, con un juicio político, y al Fiscal Anticorrupción, Marcos Even Torres Zamudio, con su derrumbe.
Y mientras Wínckler está apretando el botón nuclear para ponerse al tú por tú, chivo en cristalería, contra los legisladores de Morena y AMLO en Veracruz y de pronto, zas, descubrió, ajá, una fosa clandestina más en El Arbolillo con 174 cadáveres que ya van, Álvarez Peña sigue empujando su carreta, consciente y seguro del buen karma y mejor fario que suele darse cuando se camina con apego a la ley.

CORREDORES: La Escuela Judicial permitirá, además, una preparación integral, especializada y de alta calidad a los miembros de la carrera judicial, ya en activo, más, claro, a los aspirantes.
Más aún:
La decisión provino de un pensar y un sentir y un hacer de los servidores públicos del Poder Judicial y de los ciudadanos organizados en foros, colegios y barras de abogados.
Por eso, el siguiente paso de “abrir la participación incluso a ciudadanos que no forman parte del Poder Judicial para que se preparen en la rama del derecho, la criminología y otras disciplinas”.
Todavía más:
La Escuela Judicial se democratizará al cien por ciento, pues crearán y recrearán “centros educativos en el resto de Veracruz aprovechando los espacios de los juzgados para dar cursos en diferentes regiones”.
Es decir, ningún espacio del Poder Judicial quedará sin aprovecharse para la nueva misión apostólica educativa y que permitirá que los derechos universales sean respetados y cumplidos en su vigilancia en todos los niveles con el objetivo número uno, entre otros, de rescatar la confianza de la población en la procuración de justicia.
Además, y librando los resbalones de otras casas de estudio, digamos, “patito”, por todos conocidos, la Escuela Judicial trabajará “en coordinación con instituciones educativas con validez oficial como la Universidad Nacional Autónoma de México”.
Y, por tanto, los diplomados, maestrías y doctorados ya programados tendrán la validez de la máxima casa de estudios de la nación.
Claro, bien pudieron quedarse con la incorporación en alguna universidad pública o privada local, pero Álvarez Peña quiso mirar más allá del horizonte aldeano y nada más ideal que la UNAM.

BALAUSTRES: Todo ha sido planeado en el Tribunal Superior de Justicia con la Escuela Judicial para tener vida eterna, lejos de las tentaciones imperiales y faraónicas del poder sexenal en que, y por ejemplo, suele destruirse la obra política y social de los antecesores.
Por ejemplo, en el caso contará con un Centro de Investigaciones Jurídicas para aportar los conocimientos adquiridos en el mejoramiento social.
Tal cual, el servicio público cien por ciento profesionalizado “para tener a los mejores profesionistas en los Juzgados”, más de que la entidad, en el Golfo de México, por citar una referencia geográfica más amplia.
El día del anuncio oficial, Álvarez Peña dijo:
“Vamos a aprovechar la experiencia de Magistrados y jueces para que sean maestros.
Es decir, con el recurso humano del Poder Judicial vamos a iniciar los pasos de esta Escuela Judicial que tendrá el RVOE de la Secretaría de Educación y habrá convenios con otras instituciones académicas”.
Un trabajo jurídico, político y social firme y sólido, sin precedente en la historia local.

Comentarios

comentarios




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *