xalapa
22
Search
Domingo, 17 de Diciembre de 2017
  • :
  • :

Barandal: Los padrinos defeños

LUIS_VELAZQUEZ

•Aspirantes en el carril
•Veracruz 2018

Luis Velázquez
19 de agosto de 2017

ESCALERAS: Las grandes decisiones de la política siempre se toman en el altiplano. La Ciudad de México, como sede de los poderes federales, es el centro del poder público. Como el caso, por ejemplo, de los candidatos a gobernadores ahora cuando en Veracruz habrá elección el año entrante.
Y según las relaciones amicales de cada político o grupo político se ensancha o achica la posibilidad.
Por ejemplo:
El priista Pepe Yunes Zorrilla trae buena relación con los secretarios de Hacienda y Crédito Público, José Antonio Meade, y de Relaciones Exteriores, Luis Videgaray Caso.
Y si uno y otro, o los dos, salen favorecidos con la candidatura presidencial, entonces, Pepe Yunes se irá al estrellato.
El priista Héctor Yunes Landa trae a Manlio Fabio Beltrones, pero también, a Alfredo del Mazo González, el tío del presidente Enrique Peña Nieto.
Y de aquí a la fecha del destape, ya se verá si a los dos senadores les alcanzará la bilirrubina para quedarse con la candidatura.
El panista Miguel Ángel Yunes Márquez tiene en su padre el mejor aval.
Y el padre trae a Ricardo Anaya, presidente del CEN del PAN, y a Miguel Ángel Osorio Chong, secretario de Gobernación.
Y si uno u otro, y/o los dos, salen ungidos candidatos, entonces, el primogénito tendrá vientos favorables en todo su esplendor.
El morenista Cuitláhuac García trae a “El peje”, el jefe máximo de MORENA, y al momento, ninguna duda existe que ni un sismo podría, digamos, tumbarlo de la nominación.
El perredista Rogelio Franco Castán, secretario General de Gobierno, trae a “Los Chuchos”, pero en el ajuste y reajuste de fuerzas, con Alejandra Barrales al frente, y quien mira como favorito a Miguel Ángel Mancera, jefe de Gobierno de la Ciudad de México, como el candidato presidencial, entonces, quizá su fuerza alcanzaría a Franco Castán para la candidatura al Senado.
Claro, con el visto bueno del góber azul.

PASAMANOS: Fritos están Javier Duarte y Fidel Herrera Beltrán.
Duarte, por lo pronto, solo tiene en el horizonte inmediato la cárcel.
Fidel, cierto, no trae a Luis Videgaray, José Antonio Meade, José Narro ni a Aurelio Nuño.
Pero, oh esperanza, trae a Pepe Murat Casab, el líder de la CNOP, antiguo operador del Pacto México, cercano a Peña Nieto, y por ahí, quizá, abriría una ventana para filtrarlo en la campaña electoral del año entrante.
Y cuando menos, estar, ser, aparecer y reaparecer.
Claro, Fidel también trae al PVEM, a través de su hijo Javier Herrera Borunda, diputado federal por el Verde, y cercano, cercanísimo al gobernador de Chiapas, Manuel Velasco Coello.
Y en el juego y el rejuego, “el tío” de Nopaltepec podría quizá venderse como un gran caballito de Troya para la operación electoral, su fuerte, el año entrante.
Y más, si se recuerda la filosofía de Jorge Uscanga Escobar, quien desempeñara todos los cargos públicos en Veracruz, menos la gubernatura, y quien suele afirmar que “en política no hay hombre muerto”.
Y si de acuerdo con el relato bíblico, los muertos resucitan, entonces, mientras haya vida, el góber fogoso está vigente.
Desde luego, los vientos son mucho más favorables para los otros políticos, pues si se parte de la vía generacional son más actuales, y les toca.
El caso es que, y por eso la vida es tan sabia, cada quien tiene su tiempo.
Y si en política, como en la vida, “no hay hombre sin hombre”, basta y sobra un amigo encumbrado, amigo “a prueba de bomba”, para levantar expectativas.
Con todo, y como dice el relato bíblico, “muchos son los llamados y pocos los elegidos”.

CASCAJO: La plaza electoral ha de trabajarse, pues una cosita es “el dedazo”, y otra, la buena vibra, la mejor química con la población.
Si vamos a la cultura priista, el PAN ejerce el poder imperial y faraónico en Veracruz y como tal llevaría la de ganar la gubernatura de seis años.
Pero al mismo tiempo, se está dando un desgaste político y social peligroso y riesgoso, pues, y por ejemplo, la inseguridad se multiplica, además de que encarcelando a tanto duartista… ya nada quedaría al primogénito para encender la pasión electoral el año entrante.
Tal circunstancia significa oro molido para el partido tricolor, pues el pendiente número uno, como es garantizar la seguridad en la vida y en los bienes, se volverá un boomerang en contra del yunismo y por ahí sería descalabrado en el carril electoral, convirtiéndose los dos años en debut y despedida.
En el lado de MORENA, la ventaja para Cuitláhuac García será que Andrés Manuel López Obrador irá en la boleta electoral y lo levantaría, pues ni modo creer que Cuitláhuac dará votos a “El peje”, pues será al revés.
Hacia los meses de febrero o marzo del año entrante, según convenga, los candidatos ya estarán definidos.
Claro, desde ahora existen dos con la bendición superior casi casi, mejor dicho, amarrados.
Uno, Miguel Ángel Yunes Márquez por el PAN, y el otro, Cuitláhuac García, por MORENA.
En tanto, en el PRI “la moneda sigue dando vueltas en el aire” cuando, caray, ya debieran el par de senadores tomar una decisión, pues de continuar así, el riesgo es que las elites priistas lleguen divididas al momento estelar.
Y entonces, nadie los salvará de la derrota anunciada.

Comentarios

comentarios




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *