xalapa
18
Search
Sabado, 20 de Abril de 2019
  • :
  • :

Barandal: Orgía de sangre

LUIS_VELAZQUEZ

•Bacanal de asesinatos

•Malosos recrudecidos

Luis Velázquez

07 de enero de 2019

ESCALERAS: Los días y las noches dejan huella sombría en Veracruz. En otras latitudes geográficas también, claro, se vive y padece el infierno. Pero allá aquellos gobernadores y su estrategia, porque aquí, de cara al Golfo de México, y al festín de los 500 años de la fundación del primer Ayuntamiento de América Latina en tierra firme, “la muerte sigue teniendo permiso”, orgía de sangre, cadáveres en las calles y avenidas, bacanal de asesinatos.

Y como dice el Solecito, siguen desapareciendo personas y siguen apareciendo más fosas clandestinas.

Lo peor de todo es que los carteles y cartelitos, sicarios y malosos, se han recrudecido y llegado a terrenos inexplorados y que erizan la piel social.

Por ejemplo:

La joyería asaltada en la plaza comercial Mocambo de Boca del Río.

El joven asesinado comiendo tacos en Río Blanco, Juan Calihua, de 29 años.

El hombre ejecutado, Dolores Gama de la Cruz, de 55 años, cuando esperaba turno en un laboratorio clínico de Minatitlán, frente al mercado Santa Clara.

La chica asesinada cuando en un puesto de la calle Hidalgo, en Acayucan, Iris G., fuera asesinada.

PASAMANOS: La señora de 21 años de edad, Athziri Monserrat Villa Herrera, embarazada, con una niña de dos años, asesinada en Córdoba, tirado el cadáver a un costo de las vías del ferrocarril de carga.

Los tres jóvenes asesinados en Atzalan y arrojados sus cadáveres en lote baldío donde los coyotes y los zopilotes (que primero se tragan los ojos humanos) en festín singular.

Si hacia el día 35, la Cuitlamanía llevaba 149 asesinatos, de los cuales veintidós feminicidios, cada 5 horas han estado cometiendo un crimen desde el día primero de diciembre, cuando se inaugurara el primer sexenio de la izquierda en Veracruz.

Y en contraparte, oh paradoja, oh intento fallido de ocultar y minimizar la realidad, el gobernador asegurando que los delitos “van a la baja”, igual, igualito que cuando Javier Duarte gritara “a los cuatro vientos” que “aquí no pasa nada” y que, por cierto, sirviera de picadillo en parte del gabinete federal de Enrique Peña Nieto para “lavarse las manos” ante los graves pendientes sociales.

CORREDORES: El paisaje urbano de un extremo a otro de Veracruz en la Cuitlamanía parece un viaje al infierno.

Secuestros, desaparecidos, asesinatos, feminicidios, infanticidios, robos de casas y comercios, robos de automóviles, asaltos en despoblado, balas perdidas hiriendo a niños, cadáveres flotando en los ríos y tirados en la vía pública, y de ñapa, una guatemalteca migrante emboscada y asesinada en los límites de Isla y Rodríguez Clara y la emboscada a los 7 paisanos originarios de Actopan, nacionalizados en Estados Unidos, que tan mal, tan mal, tan mal dejara parado a parte del gabinete estatal de MORENA y AMLO.

Así como vamos, caray, en el café, ante un lechero y una canillita, los comensales dicen, quizá en son de guasa, pitorreándose, acaso en serio, que extrañan a Miguel Ángel Yunes Linares y a Javier Duarte, sobre todo, a Duarte, caray, con todo y sus escuadrones de la muerte cuando, además, la policía desaparecía a ciudadanos en los retenes en los carreteras y solían tirar cadáveres en la barranca de la muerte, “La aurora”, en el municipio de Emiliano Zapata.

Y, bueno, y salvada toda distancia, caray, extrañar a Yunes o a Duarte, y/o a los dos juntos, son palabras mayores.

RODAPIÉ: A nadie, absolutamente a nadie, convence el discurso oficial.

Que los medios presionan al gobernador para combatir la incertidumbre, la zozobra y la inseguridad.

Que es muy pronto porque Cuitláhuac apenas va llegando.

Que hay malos policías porque hay polis narcos como hay reporteros narcos.

Que los malos policías, caso Actopan, fueron formados por Yunes Linares y Duarte, y ni modo, están “pagando justos por pecadores”.

Que los polleros aliados con policías, tipo la emboscada a migrantes en el sur de Veracruz, siembran el terror en un fosario llamado Veracruz, dijo Solalinde antes de cargar el Niño Dios con la cara de AMLO.

Que los delitos van a la baja en caída libre.

Que en dos años Veracruz será pacificado cuando, caray, Fernando Gutiérrez Barrios, 1986/1988, solo necesitó cuarenta días para acabar con los caciques y los pistoleros de “La Sonora Matancera” de Agustín Acosta Lagunes.

Que ya viene la Guardia Nacional porque ya hablé con papá AMLO.

Que los mil policías en el sur de Veracruz, de Acayucan a Coatzacoalcos, hicieron correr a los malandros a otras entidades federativas.

Y mientras, el barco del terror y el horror siguen llenándose de muertos en Veracruz.

Inverosímil, insólito, soñar “con tapar el sol con un dedo”, creando y recreando un mundo morado, guinda, a la medida.

BALAUSTRES: Los carteles se han recrudecido. Por eso, asesinan a comensales en un restaurante y a señores en un laboratorio clínico y asaltan joyerías y matan a señoras embarazadas y tiran cadáveres en despoblado para que los coman los zopilotes y los coyotes y asesinan a chicas cuando los padres, en el caso la madre, se declara incapaz de pagar el rescate completo.

Es la saña y la barbarie.

“¡Bestias!” les dijo Yunes Linares cuando asesinaran a cuatro niños (de 3, 4 5 y 7 años) en una colonia popular de Coatzacoalcos, cuando además, mataran a sus padres que porque el padre era malandro.

Así, los malosos buscan multiplicar el terror y el horror en la población civil, y de paso, mostrar el puño y el músculo a la Cuitlamanía.

Y la Cuitlamanía, pensando en la eternidad y en el sabadaba fifí y el festival de salsa y en premiar a reporteros y en denigrar y satanizar a los paisanos de Actopan para, según ellos, restarles autoridad moral, y al mismo tiempo, y por desgracia, creando y recreando dos mundos:

Ustedes, los paisanos, son malos, y mi policía, mi Fuerza Civil, y mis comandantes policiacos y mis delegados de Seguridad son unos ángeles de la pureza, igual, igualito como hacían Javier Duarte y Arturo Bermúdez.

Poncio Pilatos queda, entonces, como una caricatura ramplona y barata.

Comentarios

comentarios




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *