xalapa
22
Search
Lunes, 16 de Julio de 2018
  • :
  • :

Buscando libertad por medio del ballet

10Bailarina profesional y maestra de psicoballet se presenta en penal de Coatzacoalcos para sumarlo a un proyecto de reinserción social por medio de la danza clásica

Ellas quieren dejar de ser violentas. Buscan que sus cuerpos acorralados por cuatro paredes, cercos y alambre de púas, tengan alas y puedan volar sobre la barda. Son mujeres que se han dado cita par participar en el proyecto “Por amor al arte”, con la coreógrafa y bailarina puertoriqueña Juliana Ortiz.
Durante una semana, internas del Cereso Ostión Dupor participaron en las artes escénicas impuestas por la maestra de baile y danza que busca apoyarlas con Psicoballet para que superen los tragos de la cárcel.
El proyecto, dice, lo comenzó hace dos años en Puerto Rico, con cárceles de la isla, sólo para mujeres.
Como resultado, los niveles de violencia entre internas han bajado notoriamente.
Esta vez se encuentra en México a invitación  de los directivos del penal Ostión Dupor de Coatzacoalcos, como una manera de que las internas encuentren una actividad más en que ocuparse y contribuir a su proceso de reinserción.
-¿Cuánto tiempo tiene trabajando en este proyecto?- se le pregunta a Juliana Ortiz.
-Son más de dos años en que hemos estado trabajando con el Departamento de Corrección y Rehabilitación de Puerto Rico, y hemos tenido muy buenos resultados. Hemos hecho videos de las terapias y ahora tenemos muchas invitaciones.
-¿Por qué veniste a Coatzcoalcos?
-Porque nos invitaron, el departamento de sicología, que es encabezado por la sicóloga Erica Rodríguez Salinas, nos hicieron la invitación y acá estamos en México, ahora mismo voy a otro estado, Querétaro, para platicar del proyecto y ver si se aplica.
-¿Cómo comenzaste?
-Fue en una cárcel de mujeres en Puerto Rico, la verdad que acá me sorprende mucho porque es algo mixto, hay hombres y mujeres, allá no, lo que hemos visto, es que les interesa mucho lo que estamos enseñando como una terapia alternativa.
Es un proyecto sin fines de lucro, comenzamos con apoyo a poblaciones bajas. Llevo tres años con esta labor social, la danza es una manera de rehabilitar a las personas. Esto impacta a la población penal de mujeres.
“Hicimos una primera face para mujeres, ahora vamos para una segunda face para hombres”.
-¿Qué beneficios encuentran con esta actividad?
Pues de entrada se aplica comportamiento, disciplina, trabajo en grupo para personas privadas de su libertad. Esto es una mezcla de la sicología de ballet. Se aplica movimiento creativo, con una base, que es el ballet clásico.  Esto ha ayudado a bajar notoriamente la incidencia de violencia entre las reclusas.
-Dejaste tu carrera con Luis fonsi?
-Yo tomo este proyecto, trabajo en Puerto Rico un año y medio con las adultas, lanzamos un video, un poco de eso, dejo a un lado un  poco mi carrera con Fonsi, tengo 16 años trabajando con él, y ahora me dedico a empoderar mujeres, he tenido que dejar mi carrera, no del todo, porque lo hago a través de mi pasión.
Esto ayuda a la disciplina, ayuda a creer en la persona, aprenden a socializar, aprenden a colaborar con personas con las que no se llevan, tienen que aprender  a hacerlo.
“Luego de estar acá, esto ayuda a reintegrarse como personas útiles a la sociedad”.
-¿Qué hacen?
Comenzamos con la clase, calentamiento, la terapia. Les trabajamos la autoestima, condición física, mental. Después de seis meses, hay una presentación, con una plataforma y una evaluación. Hemos visto que la violencia y las peleas entre ellas bajan hasta en 70 por ciento.
-Por qué dejaste tu carrera por esto?
-Porque cada vez que termino con una sesión, siento una satisfacción más grande de ayudar a las mujeres con lo que sé, que cuando bajo del escenario con  Fonsi, por ejemplo, ahí el aplazo dura menos. Siento que acá, estoy dando mi granito de arena para hacer algo por ellas

 

Comentarios

comentarios




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *