xalapa
18
Search
Domingo, 21 de Octubre de 2018
  • :
  • :

Testimonios hablan sobre la detención y tortura que las autoridades aplican contra las personas LGBT en Chechenia

chechenia

 

Dos personas dieron sus testimonios a la BBC sobre la persecución, detención y tortura que las autoridades aplican sistemáticamente en contra de las personas LGBT+ en Chechenia. Los nuevos argumentos señalan que algunos hombres gay que fueron llevados a “los campos de concentración” no han sido localizados.

Ruslan, de 30 años, es un hombre gay, y Marko es una mujer lesbiana de 20 años; ambos han estado en “la zona de tránsito” (Moscú o San Petersburgo) por varios meses en espera de viajar a un lugar en donde vivir su orientación sexual no implique esconderse o sentir miedo de ser llevados a “cárceles” en donde les torturen o asesinen.

Ruslan y Marko contaron su historia a la BBC como sobrevivientes de “la purga gay en Chechenia”, como es conocida esta persecución.

 

RUSLAN

“En Chechenia hay una gran limpieza de homosexuales. Las personas que trabajan para Kadýrov (el presidente de Chechenia) logran ubicar a las personas mediante el chantaje, luego los golpean para sacarles información sobre otros hombres gay”, dijo el hombre para la BBC.

Ruslan tuvo su primera relación con un hombre a los 16 años y desde entonces vivió su orientación sexual en secreto. Cuando su familia descubrió su homosexualidad le quitaron su pasaporte y celular, luego lo encerraron en un cuarto durante un mes.

Logró escapar, contactar a su novio, a quien le contó lo que su familia le había hecho y decidieron irse juntos a Moscú.

“Algunos fueron capturados, llevados a bodegas, golpeados brutalmente y algunos de ellos nunca los encontraron. Los parientes a veces ni siquiera los buscan, así se lavan la vergüenza”, narra.

El gobierno de Chechenia no reconoce como ciudadanos a las personas LGBT. La sociedad, altamente conservadora, mira con tabú la diversidad sexual y de género. La LGBTfobia es intensa: la población LGBT es perseguida, encarcelada, torturada y asesinada por las autoridades y sus propias familias

 

MARKO

La familia de Marko profesa el islam, por lo que la reacción de rechazo a su orientación sexual no fue sorpresa. A los 15 años conoció a una chica por internet, se enamoró y mantuvo una relación a escondidas.

Durante ese tiempo, Marko experimentó pensamientos suicidas, pues no sabía qué hacer luego de que su familia le dijera “te vamos a matar, eres una enferma mental”. Tiempo después, la llevaron a una clínica y le practicaron un “exorcismo”, pues, según su familia, estaba poseída por un demonio que hacía que se comportara de “forma inadecuada”.

Marko fingió que realmente estaba poseída.

Sus familiares la amarraron de piernas y manos, y comenzaron a leer pasajes del Corán. Marko entonces agitó su cuerpo y simuló siete voces diferentes con tal de hacerlo parecer real. El “exorcismo” duró dos horas.

“Me quería reír, pero era imposible. De repente todo fue alegría: hurra, estás curada, ya no es lesbiana”, comentó a la BBC.

Después de esa supuesta “curación” Marko conoció a un hombre joven para apaciguar a su familia y mantenerlos contentos, pero en realidad estaba haciendo tiempo para escapar de ahí.

Marko vive fuera de Rusia en donde planea la vida junto a su novia.

No se sabe cuántas personas LGBT se encuentran en la “zona de tránsito”, en ocasiones organizaciones rusas que defienden los derechos de la población LGBT provee refugio y ayuda económica a los y las chechenas que esperan una oportunidad para dejar Rusia.

Las historias de jóvenes LGBT que huyen de sus familias y de las autoridades chechenas son reiterativas: por la noche huyen llevando consigo únicamente sus documentos.

Chechenia es una república semiautónoma que pertenece a la Federación Rusa; no obstante, pese a que goza de cierta independencia, las leyes anti-LGBT que el gobierno ruso implementa se aplican también en ese país.

En abril de 2017 el diario Nóvaya Gazeta reportó que al menos 100 hombres gay fueron detenidos y torturados en campos de concentración y que tres de ellos fueron asesinados de manera extrajudicial por parte de las autoridades chechenas. El presidente de ese país, Ramzán Kadýrov, quien nunca ha negado su postura anti-LGBT, dijo en ese entonces que dicha información no era posible porque “en Chechenia no hay homosexuales”.

 

Con información de la BBC.

Comentarios

comentarios




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *