xalapa
18
Search
Viernes, 10 de Julio de 2020
  • :
  • :

Escenarios: “Enemigos de Dios”

LUIS_VELAZQUEZ

  • Cuitláhuac vs la iglesia
  • Templos pintarrajeados

 

Luis Velázquez

03 de junio de 2020

 

UNO. “Enemigos de Dios”

 

El rafagueo volcánico del secretario General de Gobierno de Veracruz contra el arzobispado recuerda el bombardeo de Augusto Pinochet contra la Vicaría de la Solidaridad a cargo del cardenal Silva Henríquez en el tiempo aciago de Chile.

También la guerra encarnizada de Tomás Garrido Canabal, gobernador de Tabasco, en contra de la iglesia y cuando, vaya paradoja, bautizara con nombres de los ministros de Dios a los animalitos de su rancho.

Y cuando en sus tarjetas de presentación inscribía la siguiente leyenda:

“Enemigo personal de Dios”.

 

DOS. Templos pintarrajeados

 

El bombardeo de Éric Cisneros contra el vocero, el sacerdote José Manuel Suazo, y el arzobispo Hipólito Reyes Larios, fue por la oposición eclesiástica, primero, a las reformas electorales, y luego, al visto bueno en la LXV Legislatura al concubinato concebido como “la unión entre dos personas”, es decir, hombre con hombre y mujer con mujer, además de mujer y hombre.

Indicativo: un día después de que el secretario de Gobierno disparó su Magnum en contra de la iglesia católica, un par de templos de Xalapa aparecieron pintarrajeados con la leyenda, entre otras, de “No al aborto”.

Se ignora si habría sido de parte de los chairos, los soldados de la patria, los cristeros, los oficiosos, los amarra-navajas o los activistas.

 

TRES. Iglesia se pone los guantes

El fuego enemigo arreció con el comunicado de Reyes Larios donde endilgaba los siguientes epítetos a la dinastía guinda en el palacio de Xalapa:

Caprichudos, irrespetuosos de la voluntad popular, ambiciosos, perversos, estafadores, traidores, violentos y destructores del matrimonio que han despedazado el núcleo familiar

Dirá el funcionario que si la iglesia se puso los guantes, el gobierno también.

 

CUATRO. Cosas de la tierra, cosas de la iglesia

 

La gasolina fue arrojada al incendio cuando el vocero del arzobispo evidenció las reformas electorales.

Entonces, el diputado JJ Gómez Cazarín, el jefe máximo de la JUCOPO, Junta de Coordinación Política de la LXV Legislatura, reviró diciendo que se dedicara a las cosas de la iglesia.

El vocero reviró asegurando que las cosas de la sociedad civil también les corresponden.

Por menos, los cristeros de Guanajuato se fueron a la guerra. Y por menos, la iglesia amenazó con la excomunión al entonces gobernador de Guerrero, Rubén Figueroa Alcocer, cuando enviara al Congreso local una iniciativa para aprobar el aborto.

 

CINCO. “Patas arriba”

 

Hay temas espinosos en la relación poder público, iglesias y feligreses.

Uno, el aborto. Dos, el matrimonio igualitario. Tres, la adopción de hijos por parte de parejas lesbianas.

Cuatro, la legalidad de las concubinas. Cinco, el divorcio. Seis, el consumo de marihuana. Siete, los procesos electorales.

En otros tiempos había diálogo, intercambio de barajitas entre el poder terrenal y religioso, acuerdos, pactos, componendas incluso.

Ahora, y mientras la dinastía de MORENA en el poder aprende a gobernar, la relación institucional “patas arriba”.

 

SEIS. Magnun disparando

 

Nada se gana con el disparo de las Magnum. Son asuntos ríspidos que incluso suelen arreglarse en la parte alta de la cima.

Por el contrario, la vida cotidiana se llena de discordia y el camino al infierno queda pavimentado de dimes y diretes como si se tratara de un palenque donde la mitad de los clientes están ebrios y se vuelven peleoneros y bragados.

Más cuando en la secretaría General de Gobierno hay un político convencido de que la calidad de la vida civil es, será enaltecida a base de madrazos mediáticos en la cancha pública, tratando de imponer su ley a fuerza.

 

Comentarios

comentarios




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *