xalapa
18
Search
Sabado, 17 de Noviembre de 2018
  • :
  • :

Escenarios : La toma del Congreso

LUIS_VELAZQUEZ

•La verdad de cada quien
•Policía intimidatoria

Luis Velázquez
02 de noviembre de 2018

UNO. La toma del Congreso

La toma del Palacio Legislativo de Xalapa por los diputados de MORENA, en funciones y electos, tiene un significado polisémico, variado, multicolor.
Por ejemplo:
Hacia finales del año 2016, los yunistas azules, presidentes municipales a la cabeza, tomaron el palacio de gobierno de Javier Duarte.
Durante cinco, seis semanas, se mantuvieron firmes, inalterables, y nunca Javier Duarte los amenazó con enviarles la policía para el desalojo violento.
Tampoco los llamó “porros”.
Ni “infantiles y ridículos”.
Ahora, los diputados de MORENA tomaron el Congreso.
Según el politólogo Carlos Ronzón Verónica, el ADN de MORENA es la arenga pública, la toma de palacios y edificios, las marchas en las carreteras, el bloqueo de calles y avenidas, de acuerdo con el inicio de la vida pública de AMLO, el presidente electo.
Pero al mismo tiempo, si ellos tomaron el Congreso tiene sus razones, una de ellas, para reventar “la entrega de bienes estatales en comodato o donación a los Ayuntamientos gobernados por el PAN” (La Jornada-México, Eirinet Gómez).
Igual que los alcaldes panistas en el año 2016, ahora los diputados de MORENA acampan en el Congreso.
Allí, continuarán, según han advertido, hasta el domingo 4 de noviembre, fecha de la toma de posesión de la LXV Legislatura en que ellos tendrán mayoría simple para hacer y deshacer y que con cuatro diputados más (todo indica, los 3 del PRI y la única del PVEM) alcanzarán la mayoría absoluta.
Por lo pronto, el coordinador de la bancada panista anunció que los diputados locales restantes sesionarían en un hotel, vaya.

DOS. La policía los vigiló…

La toma del Congreso también incluye la lucha abierta en contra del llamado “año de Hidalgo de Yunes”, como le llamaron.
El más activo de los diputados es el profesor de la CNTE, Zenyazen Roberto Escobar García, uno de los tres amigos más cercanos, “a prueba de bomba” de Cuitláhuac García, el góber electo, y aspirante a la secretaría de Educación.
Zenyazen, con fama pública de antiguo strippero en su tiempo como profe para llevar el itacate y la torta a casa, reveló que “en la Comisión Permanente del periodo anterior los diputados yunistas metieron más de treinta dictámenes de última hora.
“Y por eso existe el temor fundador de que ahora hagan lo mismo”.
En el otro lado del charco, el coordinador de la bancada panista al servicio de Pepe Mancha, tan manchado con el tráfico de influencias azules para los negocios, convocó a la prudencia, cuando ellos, caray, en los dos últimos años han impuesto su ley.
Según Zenyazen, el gobernador Yunes planea “un saqueo de última hora” y se refirió a la enajenación de centros comerciales y otros inmuebles en favor de los alcaldes panistas.
Pero, bueno, hay un antecedente.
De acuerdo con la Ley Orgánica del Municipio Libre, cuando hay la posibilidad de que el gobierno del estado entregue en comodato bienes inmuebles a un Ayuntamiento, primero, la Comuna ha de sesionar para lograr un acuerdo de Cabildo y comenzar el trámite.
En el caso del alcalde jarocho, Fernando Yunes Márquez, dice el regidor priista, Marlon Ramírez, hacerse cargo del parque Cri Cri y del auditorio Benito Juárez nunca fue tratado ni expuesto en una sesión de Cabildo, de lo que hablan los morenistas.
Además, dice Marlon, nadie quiere el auditorio Juárez así como está pues, de entrada, el aire acondicionado está descompuesto y su reparación significa gasto millonario.
Y el parque Cri-cri es un elefante blanco que nadie visita, ni siquiera, vaya, los niños de colonias proletarias.
Y si es así, caray, alguien está faltando a la verdad, pues de última hora trascendió que Fernando Yunes desistió de las donaciones.
Por lo pronto, por aquí los Morenos tomaron el palacio llegó un autobús de la secretaría de Seguridad Pública con policías antimotines y quienes plantados esperaban órdenes superiores para actuar.
Por fortuna cupo la prudencia y la mesura y al momento ningún diputado local de AMLO ha sido agredido.
Peor, terrible, fatídica sería una agresión policiaca, porque los Morenos responderían al tú por tú…

TRES. Rehenes de pasiones desaforadas

Todo indica, sin embargo, que el fiscal Jorge Wínckler, tan protagónico y soberbio, pretende aprehender a los diputados electos de MORENA, cuando, se recuerda de nuevo, jamás Javier Duarte procedió contra los alcaldes panistas en el año 2016.
Por lo pronto, el secretario General de Gobierno de Cuitláhuac García, Éric Patrocinio Cisneros Burgos, fue concreto y específico:
A: Jorge Wínckler ha de aprender a “irse con cuidado”.
B: “Le vamos a enseñar a respetar la ley”.
Zenyazen Escobar, el diputado local que terminará su periodo legislativo el sábado 3 de noviembre, precisó la noche del miércoles que cabilderían con los coordinadores de las bancadas de otros partidos para acordar una orden del día en la última sesión del Congreso y así desalojar el Palacio Legislativo… y que, bueno, otra fue la actitud en el año 2016 de los alcaldes panistas tomado el palacio de gobierno de Xalapa.
Los yunistas, que ya se van, siguieron con sus balandronadas, pero a los Morenos, que van llegando para permanecer durante seis años, les salió la casta.
Los palacios sedes de las instituciones públicas, rehenes de las pasiones políticas desaforadas.
Nunca la toma del palacio de gobierno de Xalapa benefició en su calidad de vida al millón de indígenas y a los dos millones de campesinos y a los tres millones de obreros.
Ya se verá si ahora, todos ellos mejoran su diario vivir con la toma del Palacio Legislativo…

Comentarios

comentarios




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *