xalapa
18
Search
Viernes, 19 de Octubre de 2018
  • :
  • :

Escenarios: Los recomendados

LUIS_VELAZQUEZ

  • Jugosa industria
  • Todos atrás de Cuitláhuac

 

Luis Velázquez

02 de octubre de 2018

 

UNO. Los recomendados

 

La industria más riesgosa y prolífica de todos los tiempos es la de los recomendados.

Y más, en el tiempo político cuando una elite gobernante se va y otra llega, pues todos sueñan con mejorar su calidad de vida.

Si el recomendado logra la chamba y sale un buen trabajador, un mejor funcionario, bendito sea Dios, porque la persona que recomienda queda bien.

Pero si el recomendado sea un lángara, entonces, hasta la amistad se pierde.

Hay, desde luego, niveles.

Nunca será igual recomendar a un jardinero que a un abogado desempleado, a una trabajadora doméstica que a una Barbie, a un albañil que a un velador.

Ahora, y en el caso de Veracruz, y también a nivel federal, lo que más suena en el mercado son las recomendaciones de familiares, amigos, compadres, conocidos y vecinos para ocupar un cargo público, como el caso de los recomendados a Cuitláhuac García Jiménez, el góber electo, y a los secretarios del gabinete legal que ha nombrado.

Incluso, según las versiones, hay vecinos de Cuitláhuac que han tocado la puerta de su casa con el hijo a un lado y el currículo pidiendo, solicitando, rogando, mendigando una oportunidad laboral.

Es más, en un tiempo aciago y desolador cuando el PRI y el PAN perdieron la gubernatura, un montón de políticos de ambos partidos tocan puertas para acercarse a la nueva elite en el poder sexenal y seguir enchufados en la administración pública.

Y más en el caso de los priistas que ya estuvieron dos años fuera del presupuesto con el triunfo del panista Miguel Ángel Yunes Linares como gobernador y ahora seis años más con el triunfo del morenista Cuitláhuac.

Ya lo decía el tuxpeño César “El tlacuache” Garizurieta, “vivir fuera del presupuesto es vivir en el error”.

Y el día cuando en un sexenio quedó sin empleo mejor se suicidó, congruente con su filosofía de vida.

 

DOS. “El tiro por la culata”

 

Es una industria muy vieja.

Se ignora, por ejemplo, si algún apóstol recomendó a Judas con Jesús, pero, bueno, quien haya sido quedó mal con el Señor, aun cuando, todo indica, Jesús eligió a Pedro y entró a la historia como el pescador que “antes de que el gallo cantara tres veces” lo había negado.

El caso es que recomendar a una persona con un político encumbrado para una chambita significa un riesgo.

Por eso, incluso, hay quienes de plano renuncian por completo a recomendar a los suyos, pues, además, tarde o temprano, el favor es cobrado y con frecuencia con muchas, demasiadas, excesivas creces.

Además, se corren muchos riesgos.

Por ejemplo, Gustavo Madero, el hermano del presidente Francisco Ignacio Madero, siempre le decía que el general Victoriano Huerta era un traidor y que se estaba reuniendo con sus enemigos, entre ellos, Félix Díaz, el sobrino de Porfirio Díaz Mori, y el embajador de Estados Unidos en México, y quien soñaba con derrocarlo.

Y no obstante que Gustavo era un ministro sin cartera, hermano menor de muchísima confianza de Panchito Madero, el presidente Madero nunca lo escuchó y hasta dudó de su hermano, y Victoriano Huerta, en efecto, lo traicionó y ordenó que lo asesinaran al mismo tiempo que al vicepresidente, José María Pino Suárez.

Es decir, que en la ley de la oferta y la demanda de los recomendados “pagan justos por pecadores” y “el tiro puede salir por la culata”.

Con todo, es una industria creciente y floreciente que ya existía en la antigua Grecia cuando, por ejemplo, en la plaza pública, Sócrates y Séneca debatían sobre filosofía y luego uno al otro se recomendaban efebos para refocilarse en el baño público.

 

TRES. Fracaso de la política económica

 

El góber electo de Veracruz ha anunciado que tres de los secretarios del gabinete legal más importantes (Educación, Seguridad Pública y Finanzas y Planeación) serán dados a conocer hasta el primero de diciembre, el día de la toma de posesión.

Desde luego, de ninguna sorpresa se trata, pues algunos de sus antecesores los han revelado en la víspera, un día antes.

Pero…, según las versiones, de pronto, Cuitláhuac García detuvo unas semanas las designaciones porque el acoso de los recomendados se multiplicaba como el polen, los ácaros y la humedad, y estaba a punto de estallar.

El caso es que la semana anterior dio a conocer a otros secretarios, incluso, a unos cuántos del gabinete ampliado, y con el simple hecho de recordar la austeridad y la reducción de cargos públicos y la congelación de plazas burocráticas quizá sería suficiente.

Pero el tsunami de recomendados sigue, fuera de control, desbordado.

Y más, en un Veracruz donde uno de cada tres jefes de familia lleva el itacate y la torta a casa de los ingresos y el sueldo obtenido trabajando en el changarro en la vía pública.

Y un millón de paisanos están de migrantes en Estados Unidos.

Y 6 de los 8 millones de habitantes están en la pobreza y la miseria.

Y un millón de personas sólo hacen dos comidas, y mal comidas, cada día, en virtud de la jodidez histórica.

Desde luego, la industria de los recomendados es tan pavorosa que expresa el gran fracaso de la política económica y social para crear y recrear fuentes de empleo, con sueldos justos y seguros, y con las prestaciones sociales, económicas y médicas contempladas en la Ley Federal del Trabajo.

Es el Veracruz que estamos viviendo en los días que corren…

Posdata: Disculpa, lector, que en esta columna se citara quince veces la palabra recomendado. Disculpa, porfis.

Comentarios

comentarios




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *