xalapa
18
Search
Lunes, 21 de Octubre de 2019
  • :
  • :

Expediente 2015: El próer de la Sedesol

LUIS_VELAZQUEZResulta un desencanto, que la experiencia política, social y electoral de Ranulfo Márquez Hernández, secretario de Desarrollo Social, sea utilizada para cacarear que en Veracruz “están combatiendo el hambre y erradicando la pobreza alimentaria” con concursitos estatales de platillos tradicionales.

Y más que él mismo se preste al juego circense de entregar los premios siguientes:

De mole verde a vecinas de San Andrés Tuxtla.

De mole de papa a cocineras de Calcahualco.

De tlapanil de frijol a Chicontepec.

¡Ah!; pero que también se preste para entregar premios a ganadores de un concurso intitulado algo así como ‘’Rostros de la Cruzada Nacional contra el Hambre’’, pues porque así la población alcanza su bienestar alimentario según reza el boletín.

Ni hablar. Si para eso regresó a la administración pública, caray, ¡qué decepción!, y, que bueno, pudiera explicarse a partir de que durante muchos meses estuvo desempleado y necesitaba un ingreso fijo, estable y jugoso.

Claro, mañoso como es, pudiera estar tomando de barco a todos, empezando por los partidos políticos, pues dado su pasado nadie dudaría de que el regreso al gabinete legal de Javier Duarte es para aprovechar su experiencia electoral de cara a los comicios de diputados federales.

Y más porque, se afirma, la palabra del jefe máximo a Enrique Peña es entregar 16 de las 21 curules federales en bandeja de plata.

Así, digamos, Ranulfo distrae al enemigo agazapado en los partidos políticos, a la caza de sorprenderlo en aquellas jugadas de cuando el Pacto México fue descarrilado.

Luego de Fidel Herrera, el general electoral de cinco estrellas es el cuarto titular de la SEDESOL jarocha, la dependencia, por cierto, que con SEFIPLAN más vendavales ha experimentado con cambios sustanciales en el estilo personal de gobernar y ejercer el poder.

LAS BUENAS INTENCIONES LLEVAN AL INFIERNO

Con Marcelo Montiel Montiel la SEDESOL llegó a la locura de inventar la fórmula mágica para erradicar la pobreza con aquel programita en Mixtla de Altamirano, del que por fortuna ningún sucesor se ha ocupado, lo que habla que el dos veces exalcalde de Coatzacoalcos fue un merolico con los planes oficiales. Pero, más aún, con el llamado combate a la miseria.

Alberto Silva se cortó las venas diciendo que sacaría de la pobreza a 2 millones de habitantes de Veracruz y su indolencia e ineficacia quedó mostrada cuando ni a una sola familia pudo dignificar en su calidad de vida, aunque ninguna duda existe que lo habría aplicado con la suya.

Jorge Alejandro Carvallo Delfín utilizó a los pobres para tomarse la foto abrazando con demagogia a las mujeres indígenas y de cuya textura social, ética y moral rinde cuentas su padre, Jorge Carvallo Hernández, diciendo que “es el más ruin de mis hijos”.

Ahora, Ranulfo alardea de estar participando en la cruzada nacional contra el hambre entregando diplomitas a las mejores cocineras de mole verde, mole de papa y tlapanil de frijol.

Caray, lamentable, por otra razón de peso:

Hay un Plan Estatal de Desarrollo 2011-2016 que Javier Duarte lanzó en el primer trimestre del año 2011 y todo indica que el gabinete legal y ampliado lo ha archivado como un raro y extraño sueño de verano y/o, en todo caso, como un manual de buenas intenciones que de tales está sembrado el camino al infierno.

 

LA DIGNIDAD VALE UN CARAJO DECÍA LÓPEZ DE SANTA ANNA

La realidad, sin embargo, es lacerante:

800 mil indígenas en la pobreza, ganando los padres de familia 70 pesos diarios de faena laboral desde antes de la salida del sol hasta que la luna alumbra el surco.

Dos millones de campesinos en la inopia, con una pobreza alimentaria que llega a la desnutrición y la anemia y en un Veracruz donde los alimentos consumidos por la población provienen en más del 50 por ciento de otras entidades federativas y hasta del extranjero.

Veracruz, convertido por vez primera en su historia en exportador de mano de obra barata a la frontera norte y Estados Unidos, pues, como alardea la directora de Atención a Migrantes, Claudia Ramón Perea, está claro que la mano de obra local es la mejor del país…, claro, para la explotación tan inicua como irracional.

Nunca como ahora la desigualdad social y económica, educativa y de salud, y de seguridad, en la tierra jarocha ha alcanzado los más altos decibeles, donde según la OCDE, los ricos (unas 200 familias) se han vuelto más ricos y los pobres más jodidos.

Y Ranulfo, el prócer de los mapaches electorales, entregando premios por los platillos elaborados con recetas regionales, como son mole verde, mole de papa y tlapanil de frijol.

Al paso que va pronto quitará la chamba a Harry Grappa, secretario de Turismo, otorgando récord Guinness a diestra y siniestra y declarando pueblos mágicos a los pueblos que cada vez quedan más desiertos por tanta migración y que nunca, en su vida, han sido mágicos, ni con una imaginación novelesca.

Ni hablar, a veces las neuronas sólo alcanzan para eso, lo que también ocurre cuando las neuronas se han desprendido de su sistema cerebral.

Albert Camus solía decir que cuando el ser humano se acerca al final de la vida el único desafío es tratar de recuperar un poco de la dignidad perdida.

Pero, en ocasiones, la apuesta es morir sin dignidad, pues como decía Antonio López de Santa Anna, atrás de los cargos públicos y con tal de mantenerse en la nómina la dignidad vale para un carajo.

 

POSDATA: José Mujica dejó la presidencia de Uruguay y se fue a casa en su Volkswagen… En contraparte, Jorge Carvallo dejó el sexenio duartista con un avión para moverse y Édgar Spinoso con otro avión, Adolfo Motita con su mansión en el Club de Golf de Xalapa y su departamento de lujo en Alvarado y Ana Lupita Ingram con cien pares zapatos y 200 vestidos nuevecitos que sólo ha usado una sola ocasión, según la fama pública y que uno se resiste a creer…

 

 

Comentarios

comentarios




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *