xalapa
18
Search
Sabado, 08 de Agosto de 2020
  • :
  • :

Expediente 2019: Miseria humana

LUIS_VELAZQUEZ
Luis Velázquez
06 de diciembre de 2019

Una cosita, como dice AMLO, el presidente de la república, es que los Morenistas encaramados en el poder sexenal y efímero, sean honestos. Y otra, inexpertos. Y otra, mil años luz de distancia, insensibles. Y menospreciativos. Y ofensivos. Y humillantes para y/o con la población.
Por ejemplo, el doctor Roberto Ramos Alor, secretario de Salud en la comparecencia sobre el primer informe del gobierno de  Veracruz en la LXV Legislatura.
Uno. Según el director del Hospital Regional de Coatzacoalcos con Miguel Angel Yunes Linares, dueño, a su vez, según se afirma en el pueblo, de un congal y/o que, decía él, solo alquilaba el local, dijo que la epidemia de dengue (primer lugar nacional) que acabamos de padecer de norte a sur y de este a oeste fue “un circo” provocado por la gente.
Su filosofía de salud pública constituye, por todos lados, un agravio a los pobres y a la gente que vive en la miseria (6 de los 8 millones de habitantes según INEGI y CONEVAl) y su trato hacia ellos expresa lo que Fiódor Dostoievski describió en su novela “Pobre gente” como “gente insignificante”.
Desde luego, ni fue circo ni fue invento, como el caso de los muertos que dejó la epidemia, entre ellos, universitarios.
Todos los adjetivos del diccionario denotando y connotando la miseria humana del secretario de Salud bien le pueden ser endilgados sin el riesgo de que los brujos que lo “limpiaron” minutos antes de la comparecencia se irriten.
Por eso, y luego de que el secretario alcanzara notoriedad en los primeros meses del viaje sexenal de MORENA con el nepotismo (“el orgullo de mi nepotismo” diría José López Portillo) y después de la compra por dedazo de las medicinas avaladas por la ex Contralora Leslie Garibo, caray, con tantos insultos y bofetadas a la población resulta inverosímil sea mantenido en el cargo.
Alguna razón poderosa desconocida, por lo pronto, existirá.
Unos dicen que la secretaría de Energía, Norma Rocío Nahle, lo apoya y tiene blindado. Otros, sin embargo, aseguran que Roberto Ramos traicionó a Nahle para entregarse al secretario General de Gobierno, Eric Cisneros Burgos, su nuevo padrino.

“AQUÍ NO PASA NADA”

Todavía peor:
Veracruz ocupa uno de los primeros lugares nacionales con enfermos de VIH-Sida.
Y el señor secretario, bendecido por los brujos, dijo en la comparecencia que se debe a los migrantes de América Central (Guatemala, Salvador y Honduras) que pasan por aquí y que en su mirada, experiencia e información hacen el sexo rápido con las mujeres o las migrantes con los hombres o los hombres con los hombres y contaminan a la población.
Caray, todavía hacia principios del siglo que camina se aseguraba en la cancha pública que Veracruz ocupa un elevado índice de enfermos con VIH-Sida porque hay tres puertos marítimos (Coatzacoalcos, Veracruz y Tuxpan) donde desembarcan marineros extranjeros y son transmisores.
Ahora, el gran descubrimiento del titular de la SS.
Ni siquiera, vaya, el señor tiene imaginación para, digamos, inculpar a una parte del millón de paisanos migrantes en Estados Unidos y que, digamos, quizá, acaso, acaso, acaso, infectarían a sus mujeres y a los hombres.
En el fondo se trata del ejercicio personal del poder con MORENA en el palacio de Xalapa donde una estrategia consiste, primero, en negar todos los hechos negativos, y segundo, crear y recrear una realidad aparte con un mundo rosáceo donde priva la ley de Javier Duarte de que “aquí no pasa nada”.
Tan es así que según el funcionario varias enfermedades virales y legendarias de Veracruz van a la baja, en caída libre, debido “a los tratamientos vanguardistas” que él mismo ha lanzado.
Y de paso, claro, lógico, obvio, inculpó a los ex gobernadores de que Veracruz ocupe el primer lugar nacional en varias enfermedades.
¡Vaya cuentecito que ya nadie cree, más que sus fans y seguidores, y que luego del besito a aquel chico sureño serán muchos!

COMPLOT CONTRA CUITLÁHUAC

La crisis humanitaria de salud que el secretario ha creado registra peores bemoles y quizá su estado de salud mental necesitaría explorarse.
Por ejemplo:
Por un lado reconoció la muerte de 23 personas por el dengue, pero fue “un circo” creado por “gente que quiere o pretende descalificar este gobierno para denostar y demostrar incapacidad”.
¡Hosanna, hosanna!
En el movimiento estudiantil del 68, el presidente Gustavo Díaz Ordaz y el secretario de Gobernación, Luis Echeverría Álvarez, descubrieron un complot internacional en contra de ellos para descalificar al país en víspera de las Olimpiadas.
La senadora Gloria Sánchez, gloria y prez que fuera de la izquierda en tiempos adversos y duros, aseguró en la tribuna parlamentaria del Congreso de la Unión que hay un complot mediático en Veracruz para tumbar al góber de AMLO.
El presidente John F. Kennedy descubrió un complot de Rusia cuando quiso instalar una sede de misiles en Cuba y desde ahí bombardear a Estados Unidos.
El presidente Donald Trump asegura que hay un complot de los liberales en su contra para derrocarlo.
Y el doctor Ramos Alor descubrió, pues, que hay “gente que quiere o pretende descalificar este gobierno”.
Caray, ¡vaya inmadurez mental, sicológica, siquiátrica, sociológica y antropológica del secretario!
¡Vaya grandeza del gabinete!
Los priistas y los panistas que han gobernado Veracruz dejaron el legado histórico con una mancha impresionante de corrupción política si nos atenemos a las tantas denuncias penales.
Pero cuando se llega a los niveles del secretario de Salud, “ni llorar es bueno”.
El gabinete de salud continúa decepcionando.

Comentarios

comentarios




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *