xalapa
22
Search
Miércoles, 13 de Diciembre de 2017
  • :
  • :

Exportadores ven riesgo de que se suspenda negociación del TLCAN

guajardo

Castañón considera muy remota la posibilidad de que México abandone la ronda de pláticas

No ha quedado eliminado el riesgo de que Estados Unidos se levante de la mesa de renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN) o, viceversa, que Canadá o México lo hagan por la insistencia del primero de abatir su déficit comercial, admitió Fernando Ruiz Huarte, director del Consejo Empresarial Mexicano de Comercio Exterior (Comce).

El presidente Consejo Coordinador Empresarial (CCE), Juan Pablo Castañón, puntualizó por televisión que el sector que representa está en la firme posición de querer un acuerdo, pero no a cualquier costo. Aún así y a diferencia del director del Comce, Castañón consideró muy remota la posibilidad de que la delegación mexicana se levante de la mesa al calcular que sólo hay 10 por ciento de probabilidades de que ocurra.

Manuel Herrera, dirigente de la Confederación de Cámaras Industriales (Concamin), aseveró que el equipo de negociación mexicano está dispuesto a levantarse de la mesa si se pretenden imponer medidas que afecten la economía del país. En una entrevista radiofónica, advirtió que México cuenta con elementos estratégicos y legales para salir bien librado.

El CCE y el Comce encabezan el Consejo Consultivo para Negociaciones Comerciales Internacionales del Sector Privado, el cual coordina las propuestas de las diferentes cámaras empresariales en torno al TLCAN y cuyos representantes participan en el llamado cuarto de junto para ser consultados por los funcionarios federales.

Si bien Ruiz Huarte dijo que la declaración de Robert Lighthizer, representante comercial y jefe del equipo negociador de Estados Unidos, de que el TLCAN no había beneficiado a su país no sorprendió, consideró que la clave es que se le convenza de que puede reducir el déficit comercial en el tiempo con una mayor apertura comercial tanto en productos como en servicios, porque en éstos últimos no toma en cuenta que tienen un superávit con México.

Consideró correcto el planteamiento hecho por el secretario de Economía, Ildefonso Guajardo, de que en la negociación se buscará sacar adelante primero los temas más fáciles que beneficien a los tres países, con el fin de avanzar más rápido y dejar al final los más complicados, como el capítulo de solución de controversias que Estados Unidos quiere eliminar.

–¿Está descartado que Estados Unidos se levante de la mesa si insiste en reducir el déficit comercial y sus contrapartes no quieren tratar el tema?

–No. Todavía está ese riesgo. El tema es complicado. Tenemos que ser cautelosos y ser conscientes de que no va a ser una negociación sencilla, dijo. Lo mismo podría pasar con Canadá y México, agregó Ruiz Huarte, entrevistado por este diario.

Otro tema complicado en la renegociación, dijo, es el capítulo laboral y México puede salir bien librado, en tanto que ya cuenta con una legislación que permite la libertad de asociación de los trabajadores y la prohibición del trabajo forzado e infantil, pero tenemos que demostrar que no hacemos competencia desleal con los sueldos y salarios. Lo mismo puede decirse en cuanto al planteamiento de Lighthizer de que no haya manipulación en el tipo de cambio para evitar competencia ventajosa por precios más baratos, ya que en México el peso flota libremente, de acuerdo con el mercado.

El director del Comce acotó que la renegociación apenas comienza y en la primera ronda sólo se delinearán las prioridades que se tratarán en cada mesa, en función de los intereses de cada país. Será hasta las siguientes rondas, la próxima prevista para el 5 de septiembre en la Ciudad de México, cuando en realidad se negocie y comience a llegarse a acuerdos.

La veintena de dirigentes empresariales que asistieron al inicio de la renegociación, comenzaron a retornar a México entre lunes y martes, en tanto que los equipos técnicos de negociación permanecerán en Washington hasta el domingo.

También regresaron ayer el secretario de Economía, Ildefonso Guajardo, y la comitiva de ocho senadores que acompañó al equipo, lo cual no había sucedido en ninguna de las negociaciones comerciales que ha llevado a cabo el gobierno federal.

 

Comentarios

comentarios




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *