xalapa
18
Search
Miércoles, 12 de Diciembre de 2018
  • :
  • :

Malecón del Paseo: Seres privilegiados

LUIS_VELAZQUEZ

  • Nacidos para triunfar
  • Políticos bienamados

 

 

EMBARCADERO: Hay seres privilegiados en la vida que habrían nacido para tocar el cielo con los dedos y soñar… Por ejemplo, la hija de Donald Trump, Ivanka, de 36 años, y su esposo, Jared Kushner, de 37 años… Quizá ningún interés despierte el hecho al lector, pero con todo, ha de saber que el año pasado, Ivanka y Jared ganaron, “libres de polvo y paja”, doscientos millones, no de dólares, sino de euros… Ella, entre otros negocitos, con la venta de productos comerciales (zapatos, vestidos, joyas, diseños, etcétera) y que ahora, y gracias a su padre, el presidente de Estados Unidos, ha abierto franquicias hasta en el continente asiático… Y lo insólito, sin que nadie hable del tráfico de influencias ni del llamado conflictos de intereses… Y el yerno más famoso del planeta, metido en el negocio inmobiliario… La pareja tiene tres hijos y así como van los padres, trepados en los jinetes del cielo, su presente y futuro es prodigioso…

 

ROMPEOLAS: Ivanka es asesora de su padre y nomás para “lavar su nombre”, y de paso, glorificarlo, creó un fondo especial para mujeres apadrinado por el Banco Internacional… El yerno es el asesor principal del suegro, el presidente, y con sus 37 años, le aconseja, ni más ni menos, en los asuntos internacionales, sin que sea un experto, experto, en todo caso, por el dedazo presidencial del suegro… Y por tanto, el yerno tiene “relevantes contactos con potencias extranjeras”, y en donde con su esposa multiplican los negocitos familiares… La hija y el yerno de Trump han acumulado, por lo pronto, menores de 40 años de edad, una fortunita de seiscientos millones de euros… Y desde luego, una parte de la prensa norteamericana asegura que “sus ingresos son ajenos a sus tareas en la Casa Blanca”… Así, la prensa “se cura en salud” evitando una demanda penal, digamos, por daño moral…

 

ASTILLEROS: Ivanka, por ejemplo, publicó un libro, “Women Who Work” y que significó un éxito de ventas en las librerías… Claro, el imán como hija del presidente de EU es la clave… Con todo y que seguiría la huella del padre quien escribiera y publicara libros, digamos, de autoayuda para hacerse millonario en un dos por tres… El yerno también maneja una empresa de alquiler de apartamentos y con la fuerza presidencial y figurar en el plano de las decisiones del presidente, se mantiene trepado en la cima… Son, pues, seres privilegiados… Nacidos para triunfar como repiten en el argot bíblico… Dueños del mundo como llegó a creerse Richard Nixon, a quien la guerra de Vietnam y el espionaje telefónico en las oficinas del partido opositor, el Demócrata, le llevara a su caída… Incluso, la locura irracional llega a tanto que los profetas nominan a Ivanka como candidata presidencial para que el padre le entregue las llaves de la Oficina Oval de la Casa Blanca… El nepotismo caminando en los cinco continentes…

 

ARRECIFES: Son las grandes fortunas que suelen construirse a nombre del poder público en todas las partes del mundo… El presidente Enrique Peña Nieto lo dijo convocando el relato bíblico de que “aquel que esté libre de pecado que tire la primera piedra”… Y lo dijo, además, en un país en el primer lugar de corrupción política en América Latina y uno de los primeros en el planeta… Basta y sobra un familiar encumbrado en un mandato constitucional para que en automático, la familia y los amigos y los compadres y los socios y los prestanombres) se enriquezcan… Por ejemplo, durante 33 años, Porfirio Díaz Mori fue un dictador en el país y la construcción de la obra pública más importante se la otorgó, por mandato divino, a su hijo, Porfirito le llamaba el gabinete legal y ampliado (Francisco Bulnes), siempre, claro, a sus órdenes y tendidos a sus pies… Y ni quien chistara, pues ni modo de enfrentar y confrontar al presidente de las tres décadas y más… Y ciento diez años después de su caída, las elites políticas siguen igual o peor… En todo caso, diría el vecino, los negocios a la sombra del poder siempre existieron tanto en la biblia como en la vieja Grecia y Roma…

 

PLAZOLETA: Por eso, cuando se escucha a los candidatos a gobernador de Veracruz y a Los Pinos repitiendo como un sonsonete que todos y cada uno de ellos acabarán con la deshonestidad de los políticos parece una bofetada al corazón social, una burla, una ofensa… En todo caso, la profecía del filósofo José López Portillo (tan puro con su “Colina del Perro” y “el orgullo de mi nepotismo” con su hijo José Ramón) de que los políticos se convertirían en unos cínicos se quedó corta… Los políticos se volvieron cínicamente cínicos… Y todo les vale… Desde las protestas sociales denunciando la deshonestidad hasta la Auditoría Superior de la Federación y el ORFIS, y la Comisión de Vigilancia del Congreso, y la Contraloría, y la SEFIPLAN, pues simple y llanamente, las manzanas se pudren desde adentro… Y por lo regular, los titulares se vuelven cómplices y aliados…

 

PALMERAS: En el ejercicio del poder, los políticos suelen corromperse… La línea entre la honestidad y la deshonestidad es demasiado frágil… El dinero público a manos llenas, las tentaciones de otros iguales o peores de corruptos, el diezmo y el doble diezmo, el fácil desvío de recursos, las empresas fantasmas, los prestanombres, la oscura rendición de cuentas, las oficinas fiscalizadoras a modo y la impunidad, entre otras cositas, han existido toda la vida… Y nada, absolutamente nada indica que la tendencia cambiará… Por más y más que AMLO, por ejemplo, repita que un día después de ganar la elección en automático el país se purificará… Y más, cuando su aura redentora, su karma bienhechora, sus irradiaciones éticas, nunca alcanzaron a Gustavo Ponce, René Bejarano y Carlos Imaz, entre otros, en la jefatura de Gobierno de la Ciudad de México… Lo decían en el tiempo de Venustiano Carranza: “El viejo no roba pero como deja robar”… También lo decían de la siguiente manera: “El que no transa… no avanza”…

Comentarios

comentarios




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *