xalapa
22
Search
Jueves, 20 de Julio de 2017
  • :
  • :

Por las buenas, no dejarán de lanzar el grito ofensivo: Chelís

ricardo pelaez

José Luis Sánchez Solá consideró penoso que el público mexicano no haya atendido los llamados a la no discriminación y el domingo en la noche lanzara en repetidas ocasiones el grito de ¡ehhh, puto!, en el estadio Qualcomm, de San Diego, en el partido entre México y El Salvador de la Copa Oro.

“Por las buenas no van a convencer a la gente. Solamente acatarán si se toman medidas fuertes, como se hace con los conductores alcoholizados, que se les recluye en El Torito”, expuso Chelís. En tanto, el ex directivo Rafael Lebrija sugirió: que le cambien una letra, una vocal a la palabra, ¡y a seguirse divirtiendo!

Ricardo Peláez, ex directivo del América, advirtió: “Lamentablemente vamos a entender hasta que nos apliquen un castigo serio y fuerte, ya sea que nos veten el estadio Azteca o nos quiten puntos (en la clasificación hacia el Mundial)… A veces sólo entendemos a golpes, en este caso a sanciones.

Así somos en México, a veces nos gusta divertirnos no con las mejores formas en estadios y eventos públicos, y esto ya se hizo costumbre. Hay que acentuar las campañas para extinguirlo, recomendó.

El ex delantero señaló que directivos y federativos han hecho un esfuerzo importante. Creo que no se debe quitar el dedo del tema, insistir, tratar de que todos entendamos que es en beneficio de nuestro futbol y puede tener consecuencias importantes. Estamos a tiempo de corregirlo, aunque lamentablemente lo veo difícil.

Sánchez Solá, proclive a medidas drásticas, recordó que en la Copa Confederaciones “se eliminó de forma fulminante porque el Comité Organizador amenazó con quitar visas y echar del país a los infractores, y con todo y eso tuvo que sacar a tres o cuatro.

Acá la federación lo dejó crecer con la idea falsa de que no era un grito malo, y en la discusión de si es bueno o malo se desencadenó, se propaló y hasta se exportó. Ayer (el domingo) en San Diego no fue un sector, fue todo el estadio… Si se hubiera sofocado a tiempo hoy no tendríamos el problema, consideró.

El ex técnico de los Venados de Yucatán, recordó: “En Mérida le pedimos al capitán del equipo que hablara. Después del eslogan de ‘juega limpio, siente tu liga’ arrebató el micrófono y se dirigió al público, rompimos el protocolo y hasta temimos que nos fueran a multar.

“El capitán pidió a la afición que no gritara esa palabra, explicó que el portero era su amigo, y el otro también; subrayó que había niños y señoras, en fin, y en ese partido nadie gritó.

“Es penoso que no podamos controlar eso. Estados Unidos va a tener que hacer algo más, y México también debe combatirlo internamente. La federación debe sancionar a cada plaza, a cada estadio, sacar del inmueble a los que gritan; ellos –las directivas– van a buscar la forma con tal de que no los multen, porque ni a los equipos ni a los dueños les gusta pagar multas”.

Lebrija, menos estricto, comentó que “es algo que les ha salido a los aficionados mexicanos y va a estar difícil que lo quiten. La gente no considera que es homofóbico ni ofensivo, pero la FIFA se adelantó mucho en la calificación… Hace falta ingenio a los federativos para manejarlo, para erradicarlo.

A mí me parece más grave lo del técnico Juan Carlos Osorio. Nunca creí que fuera alguien que perdiera la cabeza con esa facilidad, debería tomar de ejemplo a Zinedine Zidane (del Real Madrid), un estratega que sabe mantenerse ecuánime, indicó.

Comentarios

comentarios




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *