xalapa
18
Search
Lunes, 23 de Setiembre de 2019
  • :
  • :

Rememoran al mexicano padre del anticonceptivo

1175046

Luis Ernesto Miramontes Cárdenas sintetizó el primer antiovulatorio base de la píldora anticonceptiva

En 1951, año en que logró sintetizar la noretisterona, Luis Ernesto Miramontes recibió la visita del presidente Miguel Alemán a su laboratorio en Syntex.
 Hace 90 años, nació uno de los padres de la píldora anticonceptiva; Luis Ernesto Miramontes Cárdenas, un mexicano que procreó 10 hijos y falleció en 2004.

A sus 26 años, Miramontes no tenía idea del impacto que años más tarde tendría el descubrimiento que realizó en un pequeño laboratorio en la Ciudad de México: la posibilidad de sexo sin procreación.

En octubre de 1951, el joven ingeniero químico originario del estado de Nayarit logró sintetizar en la empresa Syntex, fundada en México por científicos extranjeros, la noretisterona, sustancia activa del primer anticonceptivo oral que vino a revolucionar la historia de la humanidad.

Ello le valió ser incluido al US Inventor’s Hall of Fame junto a figuras como Thomas Alva Edison y Louis Pasteur.

“En ese momento no tuvo idea de la magnitud, faltaban algunos años para que se viera que era muy importante ese descubrimiento, él era además una gente muy modesta, muy humilde, que no andaba presumiendo que había sintetizado algo”, recordó el doctor José Luis Mateos Gómez, profesor emérito de la Facultad de Química de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), que conoció a Luis Ernesto Miramontes en Syntex en 1953 cuando éste le asesoró su tesis.

En entrevista, el exalumno de Miramontes se refirió a la necesidad que había en esos años por producir hormonas de manera sintética, ya que entonces eran muy caras y los procesos para obtenerlas sumamente complejos, básicamente de extracto de orina en grandes volúmenes o del colesterol animal.

Así nació la empresa Syntex que formó un grupo de investigadores, que entre uno de sus proyectos, tenían la encomienda de tratar de sintetizar 19-nor-esteroides.

“El grupo estuvo constituido por el director general de la empresa George Rosenkranz, luego el director científico Carl Djerassi, un químico austriaco, y luego entró en ese proyecto el joven químico mexicano que fue el que con sus manos lo hizo (la síntesis) pero hay que dejar claro que el mérito no es sólo de él, sino de toda una organización”, aclaró el doctor José Luis Mateos Gómez.

El propio Luis Ernesto Miramontes escribió en un artículo publicado en la Revista de la Sociedad Química de México, en 2001: “Yo no soy el inventor de la píldora anticonceptiva, el inventor fue el Dr. Gregory Pincus a quien conocí y me distinguió con su amistad; yo soy el descubridor del compuesto químico que originó la mencionada píldora. Algunos dicen que somos los padres de la píldora, no los inventores”.

Ahí mismo Miramontes, que murió en 2004 detalla que en octubre de 1951, aisló en el laboratorio de investigación de Syntex los primeros cristales de noretisterona con la esperanza de haber encontrado un fármaco antiabortivo, pero el futuro demostró que lo que consiguió fue lo que la humanidad realmente necesitaba: un  antiovulatorio cuya primera patente se realizó en México.

Nueve años después de la hazaña lograda en el laboratorio por el químico Luis Ernesto Miramontes, la Food and Drug Administration aprobó la comercialización de la píldora luego de que se probó en Puerto Rico y Haití en seis mil mujeres y en Estados Unidos en diez mil voluntarias.

“Se encontró algo que evitara la ovulación en la mujer cada 28 días. Siempre se había querido controlar la fertilidad humana para evitar un crecimiento desmedido de la población y antes de que existieran las pastillas anticonceptivas, pues solamente había medios mecánicos o el famoso método del ritmo, que no funciona o funciona muy mal, y con esto (la píldora) se logró un método confiable, en el que las señoras que no quieren tener familia por X motivos en un momento de su vida, sólo tienen que tomar la pastilla todos los días y con ello evitan la ovulación y si no hay ovulación, entonces no hay fertilización”, destacó el doctor José Luis Mateos Gómez.

Actualmente hay nuevos métodos para controlar la fertilidad en diversas formas de administración, pero la píldora, cuya sustancia activa se sintetizó en plena capital mexicana, fue la que revolucionó la sexualidad en el mundo, ya que hasta entonces no se conocía ningún método eficaz y mucho menos amigable que permitiera el control natal.

Científico

Luis Ernesto Miramontes Cárdenas nació el 16 de marzo de 1925 en Tepic, Nayarit.

  • Estudió la licenciatura en ingeniería química en la UNAM, y recibió su doctorado por la misma casa de estudios.
  • Fue distinguido al entrar al Salón de la Fama para Inventores, en la  Oficina de Patentes de EU en Washington.
  • Recibió el Premio Nacional de Química 1986.
  • En 1992 el IMSS nombró en su honor el Hospital Regional No. 1 de Tepic “Luis Ernesto Miramontes Cárdenas”.

 

 

Con información de Excelsior

Comentarios

comentarios




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *