xalapa
18
Search
Viernes, 19 de Abril de 2019
  • :
  • :

Transparencia 3.0: Denuncia sí, linchamientos no

Naldy RodríguezLinchar: Ejecutar sin proceso y tumultuariamente a un sospechoso. Así lo define la RAE. Al señalar “sin proceso”se refiere a un proceso legal y judicial como el que se tiene en cualquier sistema democrático.

En México y en Veracruz se tiene el registro de varios linchamientos de personas por la muchedumbre, derivado de conductas o supuestos ilícitos que cometen los linchados…después de algún tiempo, en algunos casos (los menos), se informa en los medios que posiblemente eran inocentes. Y que estuvieron en el momento y lugar equivocado.

También ya hemos visto desde hace un par de años el efecto de los linchamientos mediáticos en plataformas como Facebook y el Twitter, las cuales interactúan con los medios tradicionales, como en el caso de las #Ladys y el de la joven Daphne. Al igual que los linchamientos presenciales, los usuarios se convierten en jurado, realizan miles de hipótesis y comentarios, para al final emitir su  juicio, todo en el ámbito digital.

Ahora quiero referirme al movimiento Me Too, que en español significa “Yo también” y que inició con una serie de denuncias escalonadas y, en algunos casos, relacionadas sobre abuso y acoso sexual por parte de actrices en contra del productor de cine y ejecutivo estadounidense Harvey Weinstein.

En realidad el termino Me Too, según leo, lo inició la activista social y organizadora comunitaria Tarana Burke –desde 2006- para tratar de generar empatía entre mujeres negras que habían experimentado abuso sexual.

Siempre he creído que es necesario generar esa “empatía” y sumarse a las causas sociales, sobre todo a las que tienen que ver con la defensa de las mujeres y la lucha por lograr la igualdad sustantiva de las mujeres. También es cierto, que las víctimas, en muchas ocasiones, deben guardar el anonimato para no correr más riesgos.

Sin embargo, con ese poder que nos da el anonimato, caemos en los excesos. Todas y todos sí. Y esta semana, derivado de ese linchamiento hubo un suicidio, del músico de Botellita de Jerez, Armando Vega-Gil, quien anunció en Twitter su decisión de matarse y expuso una radical declaración de inocencia. No se si sea inocente o culpable, no me corresponde culparlo.
Nunca he estado a favor de los linchamientos ni ejecuciones extrajudiciales (por muy malo que pueda ser el linchado o el ejecutado). La ruta y el camino debe ser la legalidad y la civilidad, no se puede combatir la violencia con más violencia ni generar una sociedad confrontada. Así no tendremos buenos resultados como sociedad.

Los linchamientos mediáticos se han convertido en el pan nuestro de cada día. Las más afectadas han sido las mujeres, sin duda. Siempre con juicios morales y con una connotación negativa.
#DenunciaSilinchamientosNo fue uno de los hashtag que se convirtió en Trending Topic tras el suicidio del músico. Así debe ser.

El poder de las redes, usémoslas para bien. Recordemos que estamos por la igualdad y que hombres y mujeres estamos en el mismo barco.
La lucha por los derechos humanos y la igualdad sustantiva entre hombres y mujeres es juntos, no separados.

 

Twitter @ydlan

Transparencia3.0@hotmail.com

 

Comentarios

comentarios




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *