15 C
Xalapa

Contracrónica

  • Las “todo poderosas” del Poder Judicial 
  • Las secretarias más frías 
  • El Congreso es del pueblo, no de los voceros
  • El PRI intenta volver 
  • Ahued no va por Xalapa 

El poder compartido… 

Mientras la Presidenta del Tribunal Superior de Justicia, Isabel Romero Cruz se presenta como tal. Acompaña al gobernador a eventos públicos; se deja fotografiar visitando a la Fiscal General del Estado, Verónica Giadáns y se va de gira con el poderoso diputado morenista, Juan Javier Gómez Cazarín. En el órgano judicial de la avenida Ferrocarril Interoceánico lo tienen claro, las que mandan son otras: Marlen Bautista Flores, Directora Administrativa y la Directora Jurídica, Gabriela Flores Espinoza. 

Ellas, Marlen Bautista y Gabriela Flores son las reinas del Poder Judicial, son las que deciden las adquisiciones, las rotaciones de administrativos y jueces, las que despiden y contratan personal, quienes suben y bajan rangos, las que deciden los salarios de los funcionarios, quienes autorizan compra de mobiliario o asignación de tareas judiciales. 

Además, controlan claro está, el tan polémico Fondo Auxiliar, el cual fue el motivo de avaricia y caída de la expresidenta del PJE, Sofía Martínez Huerta.

Desde adentro nos cuentan, que Bautista llegó con el padrinazgo del Secretario de Finanzas y Planeación (Sefiplan), José Luis Lima Franco, mientras que Flores cuenta con el respaldo del Secretario de Gobierno, Eric Cisneros y del propio gobernador, Cuitláhuac García. Mientras tanto como adorno navideño judicial, cuasi solitaria, entretenida en el ocio jurisdiccional, en el sexto piso del edificio “C” despacha la exjueza, Isabel Romero.   

Recientemente, Romero tuvo su primera prueba de entrenamiento en el programa “Ocho Columnas” de Radio Televisión de Veracruz (RTV) donde salió reprobada, tras una actuación catastrófica en la televisora estatal. A cuadro se veía como los conductores, Mario Lozano y Ramses Yunes hacían esfuerzos sobrehumanos y echaban mano de sus tablas periodísticas para “intentar ayudar” -sin lograrlo- y salir avante a la magistrada veracruzana. 

Solas con su soledad… 

Sí el gobierno de Veracruz fuera un concurso de simpatías y respaldo entre sus allegados, seguramente los últimos lugares serían ocupados por la Secretaria de Turismo y Cultura, Xóchitl Arbezu Lago y por la Contralora General del Estado, Mercedes Santoyo Domínguez.

Con Arbezu, la oriunda de Minatitlán apenas pudo aglutinar a siete de 50 diputados locales. Mientras que, a la Contralora, Santoyo la acompañaron cinco diputados, ya contando los tres que integran la comisión.

Vaya que hasta al Coordinador General de Comunicación Social, Iván Luna logró aglutinar un poquito más de acompañamiento con once diputados. Más la porra que llevó de invitados “VIP” como fueron los enlaces de prensa de distintas dependencias y organismos autónomos, más algunos periodistas “aliados” quienes ya casi “comen de su mano”.

El caso de Santoyo es por demás preocupante, pues es en esta dependencia donde los secretarios presentan declaraciones patrimoniales, donde se fiscalizan y revisan el actuar de los funcionarios. Y ni así, la Contralora pudo despertar el interés entre diputados de Morena, mucho menos de la oposición.

Iván y Valerio, con los teléfonos descompuestos 

El actual Gobierno de Veracruz nunca se ha caracterizado por ser el más coordinado del país. Mucho menos tiene fama de ser organizado, práctico y pragmático; pero algo pasa cada que Congreso Local y Poder Legislativo tienen que coordinar eventos en conjunto, en donde la logística y organización se vuelve un completo desastre.

Así paso ayer en la comparecencia del propio Gobernador, Cuitláhuac García en donde ni Iván Luna, ni Aldo Valerio se pueden coordinar, platicar, consensuar, acordar, dirigir el acceso a la prensa. Y cuando la tropa ya estaba enardecida y amenazaba con dar un “portazo”, tuvo que interferir, Juan Javier Gómez Cazarín para calmar los ánimos y controlar un “complicado” acceso, de pasar al gremio periodístico de “dos en dos” con su respectiva toma de temperatura. Valerio mejor se escondió en su oficina, Luna todavía busco interlocución con Cazarín a quien de mínimo le tuvo que haber agradecido haberlo sacado del entuerto. 

Ya había sucedido el viernes pasado, Luna dejó una lista VIP (con acceso al pleno) y otra lista pa´ la tropa (pa´deambular en los pasillos), para organizar el acceso de la prensa, como si se estuviera en un restaurante de lujo, donde sus encargados se Reservan el Derecho de Admisión (RDA). Muchos ya olvidan, que el Congreso Local es conocido históricamente como la Casa del Pueblo.

Integran a Corintia Cruz en comité priista 

Mientras se rubrica la alianza PRI-PAN-PRD, los priistas andan haciendo enroques en su organigrama, una semana sí y la otra también. Ayer tocó el turno a Corintia Cruz Oregón, exsecretaria general del PRI y exregidora xalapeña, quien tomó protesta como Coordinadora Estatal de Activismo y Promoción del PRI.

Convertido en tercera fuerza electoral este instituto político, Cruz, abogada de profesión, gestora política y social por convicción, tendrá la tarea titánica de activar -resucitar en algunos casos- a los priistas y después esos militantes de cepa salgan -ya sin recursos- a difundir la ideología y las propuestas de los candidatos -bajando de forma piramidal, desde los liderazgos hasta los seccionales- en el próximo proceso electoral.

Entre Dorheny y Galindo 

Hay muchos militantes de Morena, muchos expriistas e incluso muchos empresarios de “medio pelo” elucubrando que tanto acercamiento entre el Secretario de Gobierno, Eric Cisneros Burgos y el senador de la República, Ricardo Ahued Bardahuil podría ser una “señal divina” y “morena” de que es el ungido para buscar retener la alcaldía que hoy ostenta el académico, Hipólito Rodríguez Herrero. 

El encendido del árbol de Navidad del Grupo Mobility ADO en su terminal de Caxa entre ambos funcionarios, llevo a muchos militantes de Morena a hacerse “chaquetas mentales” de que Ahued podría y estaría interesado en volverse a sentar en la silla municipal. 

Esa hipótesis queda descartada por una sencilla razón. Ese mismo día, el primer morenista de Veracruz, el gobernador Cuitláhuac García Jiménez visitó el Santuario de las Garzas en la zona oeste, acompañado solo de tres personas: Las diputadas, la federal, Dorheny Cayetano y la local, Rosalinda Galindo. Ah e Iván Luna para tomar la fotografía. 

El mensaje político para quienes pueden y saber leer entrelineas es que “los gallos”, “las gallinas”, “les galles”, “les gallines” -por aquello de la inclusión- de García Jiménez para “garantizar” que Morena siga gobernando la capital veracruzana se cierra únicamente entre dos posibilidades: Dorenhy Cayetano y Rosalinda Galindo. Carrera en donde la aun inquilina de San Lázaro lleva tres pasos adelante. 

Twitter: @zavaleta_noe

Las ideas y opiniones expresadas por el autor de ésta columna periodística, no reflejan necesariamente el punto de vista de Crónica de Xalapa ©️

NOTAS RELACIONADAS

Redes Sociales

125,248FansMe gusta
4,517SeguidoresSeguir
1,349suscriptoresSuscribirte

EDICIÓN IMPRESA

DE ÚLTIMA HORA