16.3 C
Xalapa

Expediente 2014: “Todos… menos Érick Lagos”

LUIS_VELAZQUEZFue en el primer informe de labores del alcalde de Xalapa, Américo Zúñiga Martínez. Allí, por ejemplo, concitaron el suegro incómodo, Domingo Yorio Saqui, exalcalde de Papantla y exdiputado federal y examigo de Dante Delgado. Y Silvio Lagos Galindo, exdiputado federal y exiliado de Veracruz por culpa de Érick Lagos, secretario General de Gobierno.

Uno, Silvio Lagos junior, director general de Rescate de Espacios Públicos de la SEDATU, dijo al otro: “Érick (su primazo) no se saldrá con la suya”.

Domingo Yorio, director de Catastro de la secretaría General de Gobierno: “Silvio, tienes razón”.

Silvio: “Todos para la gubernatura… menos Érick”.

Silvio, otra vez: “El pueblo también cuenta”.

Domingo: “Una gran marcha en Xalapa tumbaría la reforma de Duarte”.

Silvio: “Duarte no se saldrá con la suya”.

Silvio, de nuevo: “¿Y el gobierno federal?”.

Domingo, quizá Silvio, acaso los dos: “Peña Nieto está peor. Luego de Ayotzinapa y la Casita Blanca de La gaviota, más le vale callarse”.

Un interlocutor que estaba por ahí, en medio del fuego verbal: “¿Cómo quiere Peña Nieto limpiar la casa ajena si no puede con la suya?”.

Silvio, quizá Domingo, el suegro incómodo: “Con Ayotzinapa y la Casita Blanca cada gobernador del país puede hacer lo que quiera”.

El interlocutor que andaba por ahí: “Falso que la presidencia imperial regresó con Peña Nieto a Los Pinos. Los gobernadores siguen como virreyes’’.

Silvio: “Okey. Pero, insisto, todos, menos Érick Lagos para gobernador”.

Un segundo interlocutor que había permanecido callado: “Silvio, estoy contigo”.

Silvio: “Gracias, hermano”.

 

“DESCONFIAR HASTA DE LA FAMILIA”

 Según el cronista de Isla, Silvio Lagos Martínez, director de Turismo con el gobernador Rafael Hernández Ochoa, director de la Junta Local de Caminos con Fidel Herrera, notario público fast track, es decir, por dedazo, era un riquillo en el pueblo.

Así, crecieron sus hijos, entre ellos, Silvio Lagos junior.

El cronista refiere que cuando eran niños Silvio decía a su primo Érick Lagos que era el pobre de la familia.

Y Érick aguantaba el menosprecio.

Ahora, Érick vive para revertir aquella realidad y por eso cabildeó y cabildeó hasta exiliar a Silvio junior de Veracruz.

Pero, además, vive obsesionado con enriquecerse para demostrar con hechos y resultados que su fortuna rebasa a Lagos padre y a Lagos hijo y al resto de los primos.

Por ejemplo, el cronista dice que Érick Lagos es un joven político hermético de manera absoluta hasta con su familia número uno y la familia número dos y la tres y las otras.

Incluso, el cronista le acredita la siguiente frase bíblica: “Hay que desconfiar hasta de la familia”.

Es decir, desde la infancia habría quedado traumado por culpa de Silvio junior, y por eso, vive soñando con Carlos Slim.

Claro, todavía le faltaría mucho para descarrilar, por ejemplo, a Jorge Alejandro Carvallo Delfín, secretario de Desarrollo Social, de quien según la fama pública su fortuna le ha permitido comprar un avión con pilotos de Sinaloa y que tiene estacionado a su disposición en el aeropuerto de El Lencero de Xalapa.

Pero, bueno, pian pianito, Lagos Hernández espera que pronto, quizá ya merito, le raspe los talones a Carvallo y hasta lo rebase.

Y más porque el modelo del góber fogoso y gozoso es otro de sus ejemplos de vida que de vender longaniza y cocadas en Nopaltepec y Cosamaloapan (Slim vendió dulces de niño en la escuela primaria), una vez que dejó la gubernatura hay quienes le endilgan una fortuna casi casi, quizá superior, a la de Miguel Alemán Velasco, exgobernador de Veracruz.

 

MUCHOS RENCORES HA SEMBRADO ÉRICK LAGOS 

Claro, con tantos resentimientos sembrados en el camino, el secretario General de Gobierno necesita un ángel de la guarda a prueba de bomba.

El rencor de su primo hermano Silvio Lagos junior, quien desde la diputación federal tuvo prohibido regresar a Xalapa… hasta de fin de semana.

El rencor de las barbies que ha dejado en el camino, vestidas y alborotadas.

El rencor de los familiares de Cristian Morales y Nelson Leopoldo Cabrera.

El rencor de Jorge Carvallo.

El rencor de los funcionarios estatales y federales a quienes ha desatado la guerra, incluyendo la intriga.

Pero, bueno, ya tiene un par de aliados en Adolfo Mota, secretario de Educación, a quienes suele llamar “La locota”, y Alberto Silva Ramos, el vocero próspero, y a quien apoda “El totol”, siguiendo la enseñanza del fogoso y gozoso, quien de igual manera pone apodos a todos.

Según las versiones, han integrado un frente común por el año 2016 para quedarse con la candidatura a mini gobernador y, de ganar en las urnas, repartirse los cargos claves y productivos, como la SEGOB, SEFIPLAN y Seguridad Pública.

Ya se verá, no obstante, la contraofensiva de Silvio Lagos junior y Domingo Yorio Saqui, pues como ellos mismos dijeron el día del informe de Américo Zúñiga, “todos, menos Érick, para la gubernatura”.

NOTAS RELACIONADAS

Andares: Los ojos de Lucio

Por: Alejandro Mier Uribe   Al escuchar que una vez más los señores Beltrán discutían agriamente, la nana Gloria tomó del brazo al pequeño Lucio y...

Andares: El regreso de Lupe La Flaca

Por: Alejandro Mier Uribe   Lupe la Flaca ingresó al Hospital General a la una con diez minutos de ese miércoles. A pesar de que presentaba...

Andares: Lupe, la Flaca

Por: Alejandro Mier Uribe   Lupe restregaba con fuerza los trastos de la comida para quitarles el cochambre cuando Enriquito, su hermano menor, pasó detrás de...

Redes Sociales

124,644FansMe gusta
4,380SeguidoresSeguir
1,349suscriptoresSuscribirte

EDICIÓN IMPRESA

DE ÚLTIMA HORA

Malecón del Paseo:

•Muchas tajadas del pastel •Queso para...

Barandal:

•Más jodidez en Veracruz •Gente sin...

Expediente 2020:

“Lealtad a ciegas”, ajá Luis Velázquez 26...

Escenarios:

•Corredor de la vergüenza •Caja jarocha de Pandora •Showman en Veracruz